Celos-2 (Abril-08)

Continuamos con la revisión de algunas de las causas de los celos:

 

-Interpretación de los hechos:

Los experimentos en física cuántica nos dicen que  “toda la realidad que yo veo es absolutamente virtual, porque es lo que yo quiero ver. Quiero ver esto y esto es lo que veo ¿no?”... Es como si un señor esta hablando con una mujer y alguien los está viendo, pero no los escucha,  y si está enamorado de ella y tiene celos, dirá:

-“Mira, si está claro, si la está tocando, si está enamorado de ella, si se la va a robar...” 

El observador ve lo que quiere ver. (Puede tener una visión paranoide de la situación). Y esto tiene mucho que ver con la educación, con la cultura, como hemos hecho referencia en el articulo anterior. Yo hago la interpretación en base a los criterios que he aprendido, y de repente, veo una mujer que sonríe a mi chico y ya estoy pensando que es una lagartona que está intentando seducirlo. Cuando a lo mejor es simplemente su forma natural de relacionarse.

Es posible cambiar criterios de referencia, aunque tengamos poca experiencia todavía.

-En este mismo sentido, tenemos que recordar que situaciones que en nuestra cultura son vividas como dramas, por ejemplo, que tu pareja se enamore de otra mujer, en otras culturas que están a tan solo unas horas de avión, no son vividas como tales dramas, aunque puede que a ninguna mujer la haga feliz este hecho.

 “O sea que, ¿por qué piensas tú que tu criterio es el mejor y que te sientes destrozada, engañada y maltratada? ¡Pregúntale a esa otra mujer cómo lo vive, qué pasa con ella! Entonces, a lo mejor, a lo mejor te llevas una sorpresa. O a lo mejor piensas y te das cuenta de que…y,  dices: ‘Oye, ¿sabes que estos se han organizado de otra manera y funcionan de otra manera y no les supone lo que me está suponiendo a mí? A estos no les supone el mismo trauma. ¿qué pasa aquí? ¿Por qué? ¡A ver!’

Y no decimos que aquello sea lo bueno y esto sea lo malo. ¡No, no es ni bueno ni malo!, simplemente es darse cuenta de que hay otro nivel de respuesta que no es el que yo tengo ahora y que me tiro de los pelos... y digo ¡esto es terrible! ¡No, espera, espera!, hay otras personas que, en iguales circunstancias, hacen otras cosas.

Y eso tenemos que aprenderlo: que respondemos con unas emociones, con unas conductas, porque se ha establecido una ley, una norma que me dice que tengo que reaccionar así. Pero no es la única, hay otras referencias que me pueden ayudar a dar otro tipo de respuesta.

En este caso que estamos comentando, cuando nuestra pareja se enamora de otra persona, una respuesta habitual es el divorcio rápido, el chantaje con los hijos, el mutar todo el amor que sentíamos ayer por un odio tenaz… porque estamos muertas de celos, pero otra respuesta con otros criterios podría ser:

Lo primero es preguntarle a su marido, que si usted le sigue agradando. Si él sigue enamorado de usted. Probablemente le diga que sí, de verdad, porque probablemente él siga enamorado de usted. Y usted tenga que decirle entonces: “bueno, entonces, mira esto no me ha agradado, me ha desbordado el asunto. Ahora, lo que sí te pido es una cosa: que me sigas haciendo feliz. Y sobre todo que sigas haciendo feliz a esa otra mujer ¡Atrévete! Seriamente’” Y a lo mejor el señor dice:

-“¿Cómo? ¿Me das permiso?

-¡Total permiso! Ahora, ¡hazlo bien!, ¿eh? No vayas a quedar mal. No me entere yo que la tienes abandonada ¡Faltaría más!

Y probablemente, el señor diga: “¿Sabes que te digo? ¡Que no me voy con nadie! Me quedo contigo, hermosa”

Claro. Es que el afrontar las cosas en su verdadera dimensión...“¿Tu amas a esa persona? ¡Pues síguela amando! ¡Yo qué te voy a prohibir, si eso sale de aquí!”

Eso nadie lo puede controlar y cuanto más lo reprimimos, más crece.

 

-Tu felicidad es mi felicidad - Aunque todos hemos oído la frase “Tu felicidad es mi felicidad”, se nos olvida con frecuencia el practicarla, y cuando estamos o creemos estar enamorados, lo que realmente queremos es que “mi” felicidad sea “tu” felicidad… esto nos lleva a ciertas conductas celosas, como por ejemplo protestar si te gustan más los guisos de tu madre que los míos…  Evidentemente, si estuviéramos a favor de la felicidad del ser amado en lugar de buscar, egoístamente, nuestra propia satisfacción, jamás nos pondría celosos ese tipo de situaciones, todo lo contrario, llenaríamos nuestro congelador de comida de la suegra.

Como decíamos antes, no se puede comparar el amor que tiene  nuestra pareja por la comida de su madre, por el periódico, por sus hobbies o por sus amigos, con el amor que nos tiene a nosotras, porque son amores que están en otra dimensión, es un grave error el que se comete al competir con ellos, y si hacemos que vaya disminuyendo su amor por estos otros aspectos de la vida, todo su amor va a disminuir, también el que nos tiene.

 

-En las exigencias, en los egoísmos, en la búsqueda de la propia satisfacción, en los celos… nos olvidamos que debemos tener respeto por esa persona a la que amamos, y que muchas veces, esas exigencias, demandas, celos, nos hacen cometer verdaderas faltas de respeto. Creemos que el hecho de amar, convivir y compartir cosas, nos da derecho a…

Tener celos es una falta de respeto.

Tener celos es una falta de confianza.

Tener celos no es ayudar sino dificultar o entorpecer al otro.

Por tanto, los celos, en este sentido, son un veneno letal para el amor.

 

Fíjense la imagen de una mujer. La imagen de una mujer exigiéndole, pidiéndole al hombre, por favor que le dedique tiempo. Pero  ¿Qué es esto? ¿Cómo es posible? La mujer tiene la perentoria necesidad de convertirse en una opción de futuro y borrar todo el presente y todo el pasado, porque ella es la que puede encender la antorcha de una nueva realidad. No tiene que mendigar ninguna hora, ni ningún minuto a ningún varón ¡NO!, en ese momento pierde su posición....

EL AMOR no es un mendigo, el AMOR es una luz que nos atrae y nos lleva, nos hace sacar de nosotros lo más virtuoso. No necesito que me saques de paseo, necesito que me enamores, y me enamoras en un segundo con un “hola”, con un “ay”, con un “guapa”, con un “ven”.... no necesito más tiempo.

Ni el varón tampoco necesita más tiempo para que ella le vuelva loco con un golpe de cintura, con un vestido o con un escote.... Ya, ya me has desarmado o con un: ¡Holaaaa! ¿Cómo estás? Ven. Ya, no necesito más. Con una vez que me lo digas es suficiente para que yo esté montado en la nube. No necesito, por tanto, poseerte.

  ¡Vive libre! ¡ama todo lo que encuentres!, que la fidelidad es para el Amor, no es para mí, ni para aquel, ni para el otro. Aquel que confunde fidelidad con personas está abocado a agobiarse y a agotarse. Lo que hay que ser es fiel al amor, a eso sí que hay que ser fiel. Y no estoy dispuesto a hacer ninguna cosa sin estar plenamente enamorado y amante de ello.

En esa medida, en la que me entrego enamoradamente a lo que hago, en esa medida soy fiel. No tengo que plantearme si soy fiel a Pepita, a Juanita o a Antoñito, no. Amo aquello a lo que me entrego y soy servidor amante de aquello que hago, de aquello en lo que me proyecto hacia los demás, en aquello que puedo ser un servidor. De esa idea que puede darme lo Eterno o la Eternidad, de esa idea tan vaga que tenemos, o tan impresionante que tenemos de Dios, pero que nunca llegamos a captarla, porque nos hemos quedado atrapados en los amores locales, en los amores personales, en los amores privados, en los amores propios, en los amores de mercado, de ficha, de firma, de juez, de cura, de Iglesia. Noooo. El AMOR trasciende todas esas fronteras.

Si en realidad me amas o eres mi amante, tienes que dejarme que yo ame a más realidades, a otras entidades, a otras fuerzas. No me pertenezco a ninguna realidad, me pertenezco al AMOR como una unidad que me libera.

 

Y en la medida en que soy capaz de hacer todo aquello enamoradamente, estoy siendo fiel al AMOR, y en la medida en que soy fiel al AMOR estoy fundido con el Eterno y en esa medida la Inmortalidad es mi aliado.

 

Llegamos así a nuestra segunda entrega  de  los celos. Vemos, además la necesidad de hacer un tercer articulo en el que daremos algunas PROPUESTAS que nos ayuden a mejorar la actitud posesiva y esclavizante.

Hasta el próximo mes.

 

Cualquier comentario, sugerencia, o pregunta enviarla a nuestro correo.

Visiten nuestra página web: www. inspiracionfemenina. com

 

 

 

ACCESO

RED INSPIRACIÓN

ESCUELA NEIJING

CONTACTO

 

 

COMUNICACIONESTIAN

 

TIANTV