Depresión (Octubre-12)

DEPRESIÓN

La depresión es una enfermedad bastante común en nuestros tiempos que aqueja tanto a hombres como a mujeres. El propósito de este articulo es analizar las causas por las cuales las mujeres enferman de depresión.

La depresión viene del latín que significa opresión o abatimiento. Es un trastorno del estado de animo y sus síntomas más comunes son un estado de abatimiento, tristeza, infelicidad, o incluso irritabilidad, transitorios o permanentes, que afectan el rendimiento y la actividad habitual.

Estadísticamente la depresión es más común en mujeres que hombres. Existen factores biológicos, en el ciclo de vida y hormonales de la mujer que pueden ser relacionados con estas tasas más elevadas entre las mujeres. Investigaciones han demostrado que las hormonas afectan las sustancias químicas del cerebro que regulan las emociones y los estados de animo.

Así que sabemos que biológicamente, por diseño estructural, somos más susceptibles de padecer este trastorno, que puede manifestarse de forma contundente y grave, pero también puede manifestarse de tal forma que sea difícil reconocer que estemos padeciendo una depresión.

Hay muchos factores en la vida cotidiana de la mujer que pueden hacer que esta caiga en una depresión. El hecho de que la mujer tenga que producir, rendir, además de tener que estar guapa, atractiva, ser encantadora y una excelente madre que no descuida ni un solo detalle de su casa. La mujer empieza poco a poco a sentirse desganada. Y no es para menos. Ya de por sí, el ritmo de vida actual hace que cualquier persona se sienta cansado, pero la mujer siempre tiene que hacer “algo más”, y por las noches, cuando llega el marido, también tienen que tener ganas de sexo. Llega un momento en el que la mujer se rompe, se cae, ya no puede más. Llega la depresión como un grito desesperado, como un “para el carro porque vamos a chocar”.

Esto pasa con las mujeres que han podido estudiar y desarrollarse, pero también las amas de casa, que no están sometidas a este estrés caen en depresión. Estas mujeres quizás no han podido realizarse en su vocación. Muchas de ellas son mujeres insatisfechas, aunque ellas no sean conscientes de ello. Y no son conscientes porque las han educado de tal forma que ellas mismas han creído que casarse y criar hijos era lo que las tenía que hacer felices y que era eso lo único que podía hacerlas mujeres de verdad. Y no entramos en si tienen un matrimonio feliz o no, porque muchas, aunque se lleven bien con sus maridos, caen en depresión. Esta depresión llega como un lamento profundo, que viene del corazón, preguntando en dónde quedó aquella mujer joven, con aspiraciones e ilusiones.

Pero la depresión también llega por otros motivos, quizás, más sorpresivos. La mujer en su falta de experiencia y educación, cree que la vida es de una manera, cree que su matrimonio es de una manera, y cree que sus hijos son de una manera. ¿Pero qué pasa cuando sorpresivamente se da cuenta de que no es así?  Y de pronto su marido la engaña, su hijo no es el que ella pensaba, su vida no es la que ella creía. Viene la depresión. Esta depresión llega porque las mujeres no vemos todas las posibilidades que pueden ocurrir a nuestro alrededor. La mujer debe ser capaz de ver que hay cosas que pueden ocurrir, que es factible que ocurran. Hay que saber contemplar esas posibilidades, para que no nos lleguen como una sorpresa y nos hundan. Es como quien no ha contemplado la posibilidad de que su madre o su padre se muera, y cuando ocurre –y es lo más probable que eso ocurra- se hunde en una depresión. Hay que saber ver las cosas para poder actuar en consecuencia. Si mi marido me deja por otra, me iré a vivir a Badajoz con mi tía Pepita que tiene una casa grande. En fin, algún plan de acción para no quedarse hundidos en la depresión.

Las depresiones en las mujeres pueden ser por factores tan múltiples que es imposible abarcarlos todos. Violaciones, maltratos, cuestiones genéticas, hormonales…

Lo importante es saber que es posible tratarlo, tanto de manera humanista, hablando con la mujer haciéndola ver que existen posibilidades aunque sean ya mayores, como con acupuntura. Y podríamos sugerir muchos tratamientos, pero siguiendo el sentido de estos artículos que estamos publicando, vamos a recoger un tratamiento de los sugeridos en las historias clínicas realizadas en Tian:

Con puntura:

4C: LING DAO: “La Ruta del Espiritu”

14RM: JUQUE: “La gran puerta del palacio de los sentimientos”

15RM: JIUWEI: “Reunirse en el comienzo”

17RM: SHANZHONG: “El centro de la sinceridad”

36E: ZUSANLI: “Divina indiferencia terrestre”

8H: QUQUAN: “Fuente de la curva sinuosa”.

8R: XIAOXIN: “Confianza mutua”

Con Moxa indirecta:

14RM: JUQUE: “La gran puerta del palacio de los sentimientos”

15RM: JIUWEI: “Reunirse en el comienzo”

17RM: SHANZHONG: “El centro de la sinceridad”

Resonadores Ben Shen de la espalda (segunda línea del canal de Vejiga)

11TM: SHEN DAO: “Ruta divina”

13TM: TAO DAO: “Vía de la mutación”.

 

ACCESO

RED INSPIRACIÓN

ESCUELA NEIJING

CONTACTO

 

 

COMUNICACIONESTIAN

 

TIANTV